Un simple vaso de agua a las 6:00am es lo que esta causando furor en el mundo! Descubre la razón!

El agua es un recurso vital para la supervivencia y es tan importante que la

usamos para casi todas las tareas diarias, pero con el pasar de los años y el comienzo de su comercialización como principal ingrediente de otras bebidas se han cambiado algunas de las costumbres al tomar agua al punto que muchas personas ahora prefieren un refresco que el agua.

Según datos históricos aproximadamente hace unos 50 años atrás el agua seguía siendo la bebida más comprada en el mercado, aunque ya existían bebidas azucaradas como la Coca Cola, por ejemplo, pero el agua seguía siendo la bebida número uno. Según diversas estadísticas médicas son muchas las personas en todo el mundo que se olvidan de tomar agua, así como también olvidan los beneficios de ella y de lo esencial que es para el cuerpo humano.

El agua es el principal e imprescindible componente del cuerpo humano, ya que este tiene un 75 % de agua al nacer y cerca del 60 % cuando alcanza la edad adulta. Ten en cuenta que órganos como el cerebro contiene acerca de un 75% agua, la sangre es un 92% agua, los huesos un 22% agua y los músculos un 75% agua. Beber la cantidad adecuada de agua es vital para su salud.

Beneficios de tomar agua

Tomar agua en ayunas, justo después despertarnos, logra activar todos los órganos internos para así tener un correcto funcionamiento durante el día. De igual manera este vital líquido promueve la pérdida peso ya que no contiene ni grasas, ni calorías ni carbohidratos, es un líquido que el cuerpo usará para energizarse naturalmente.

Por otro lado beber agua en ayuna te ayuda a limpiar el colon facilitando la absorción de nutrientes que luego darán los alimentos, también es bueno para la piel porque elimina las toxinas de la sangre, refuerza el sistema inmunológico. Y tomándola fría en ayunas ayuda a tonificar, mientras que el agua caliente alivia la gastritis y aleja los cólicos.

También estimula el movimiento de los intestinos para que cuando se ingiera alguna comida sea más fácil y rápido evacuarla. Por el contrario el no tomar agua o muy poca durante el día puede traer consecuencias como problemas circulatorios, deshidratación, proceso digestivo lento, fatiga, cambios de humor y sobre todo acumulación de toxinas lo que poco a poco dañar tu cuerpo.